• Subcribe to Our RSS Feed

microsoft office 2010 version sales autodesk autocad serial pc creative price student price

methandrostenolone cycle www.showpig.com cypionate vs enanthate pop over here try this website where can i buy real dbol testosterone cypionate wikipedia
Tagged with " farc"

Colombia: Las FARC anuncian el cese al fuego

Nov 19, 2012 by     No Comments    Posted under: Noticias

BBC/Colombia. La guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) anunció un cese unilateral del fuego de dos meses desde el 20 de noviembre. El anuncio se da en el marco del comienzo de las negociaciones de paz entre las FARC y el gobierno en La Habana. Iván Márquez, jefe negociador de la guerrilla en las negociaciones, señaló que la decisión busca “fortalecer el clima de entendimiento necesario para que las partes que inician el diálogo alcance el propósito deseado de todos los colombianos”. “El secretariado de las FARC-EP (…) ordena a las unidades guerrilleras en toda la geografía nacional el cese de toda clase de operaciones militares ofensivas contra la fuerza pública y los actos de sabotaje contra la infraestructura pública o privada durante el periodo comprendido entre las 00.00 horas del día 20 de noviembre del 2012 hasta las 00.00 horas del día 20 de enero de 2013”, dijo Iván Márquez en La Habana. clic Lea: Viaje en mula para comprender el conflicto colombiano

Dudas

Según el corresponsal de BBC Mundo en Bogotá, Arturo Wallace, el anuncio ha sido bien recibido en Colombia, aunque difícilmente se traducirá en una interrupción de las operaciones militares por parte de las fuerzas de seguridad. “Esta no es la primera que las FARC anuncian una tregua de Navidad, aunque ninguna tan extensa como esta”, explicó Wallace.

“Pero el gobierno colombiano está convencido de que una ofensiva ininterrumpida en contra del grupo guerrillero es la mejor manera de garantizar que las pláticas de La Habana procedan con celeridad”, dijo el corresponsal. “Para algunos, sin embargo, el anuncio es una muestra de compromiso con una solución negociada por parte de los insurgentes”, agregó. Cuando el mes pasado en Noruega ambas partes instalaron formalmente la mesa de diálogo, las intervenciones de ambos jefes negociadores evidenciaron que el camino hacia la paz no iba a ser nada fácil, pero el anuncio de las FARC de un cese temporal del fuego podría indicar que la guerrilla está dispuesta a ofrecer algo en aras del avance del proceso de paz, explicó Wallace. Más de diez años después del fin de los diálogos de paz de San Vicente del Caguán, el gobierno y las FARC iniciaron nuevas conversaciones con el objetivo de poner fin al conflicto armado que lleva casi cinco décadas. Una diferencia fundamental con procesos anteriores es que la agenda por primera vez incluye de manera explícita el tema de la entrega de las armas.

Colombia: “No se cederá un centímetro a las FARC”

Sep 2, 2012 by     No Comments    Posted under: Noticias

Agencias/Colombia. El ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón, aseguró el domingo que la instrucción que ha recibido del presidente Juan Manuel Santos es ganar la guerra contra las guerrillas a como dé lugar, y reiteró que la orden presidencial es no cederles a esas organizaciones un centímetro del territorio colombiano.

Hay que ganar la guerra o por las buenas o por las malas, dijo Pinzón en una entrevista publicada el domingo por el diario bogotano El Tiempo.

Las declaraciones del ministro se dan seis días después de que Santos anunció que su gobierno comenzó acercamientos con las FARC para intentar acabar con los más de 50 años del conflicto armado colombiano.

“Para tranquilidad de todos los colombianos, incluido el expresidente (Alvaro) Uribe, la instrucción que hemos recibido del presidente Santos es que la Fuerza Pública mantenga todo su esfuerzo para seguir defendiendo a los colombianos y para seguir debilitando a cualquier organización que hoy actúe contra nuestro pueblo”, aseguró Pinzón cuando fue consultado por las duras críticas que el ex mandatario (2002-2010) ha hecho a cualquier intento de acercamiento con las rebeldes Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

Pinzón hizo hincapié en que Santos “nos ha dado instrucciones muy claras de no ceder un centímetro en la contundencia frente a organizaciones que atenten o afecten a los ciudadanos”. Enfatizó en que “las Fuerzas Armadas son las primeras interesadas en la paz, pero el pueblo colombiano puede tener la certeza de que ni el Presidente de la República, ni yo, ni las Fuerzas Armadas, vamos a bajar en la firmeza de combatir a toda organización al margen de la ley”.

Para el titular de la cartera de Defensa, “los éxitos de estos años deben conducir a que el terrorismo y la criminalidad entiendan que no tienen posibilidad alguna de imponer su voluntad por las armas y que más bien les llegó la hora de aceptar la generosidad del Gobierno porque, si no la aceptan, habrá unas Fuerzas Armadas más fuertes que actuarán hasta el punto en que no tengan otra opción”.

Pinzón recordó que el martes cumplirá un año al frente del Ministerio de Defensa, tiempo en el que fue abatido el entonces máximo jefe de las FARC, Alfonso Cano, el 2 de noviembre pasado.

Entre septiembre de 2011 y septiembre de 2012, enfatizó, “se han dado los golpes más contundentes de toda la historia. No solamente cayó el máximo jefe de las Farc, sino 18 cabecillas de frentes y columnas móviles de esa organización y 6 del Eln; todos los jefes de las bacrim (o bandas criminales) han sido abatidos o capturados dentro y fuera del país”.

A la pregunta de si es “verdad que la eventual ayuda del presidente venezolano Hugo Chávez en el proceso para que se inicie el diálogo (con las FARC) podría favorecer su reelección como mandatario del país vecino”, Pinzón respondió: “El presidente Santos tiene el derecho y el deber constitucional de tomar las decisiones que le parezcan apropiadas para lograr el bien del pueblo colombiano”.

Colombia: Santos inicia diálogo con las FARC

Ago 28, 2012 by     No Comments    Posted under: Noticias

El Nuevo Herald/Colombia. El presidente Juan Manuel Santos dijo el lunes que su gobierno inició el diálogo con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), que pretende poner fin a una guerra de casi 50 años que ha dejado al menos 250,000 muertos y más de cuatro millones de desplazados.

El proceso, no obstante, enfrenta granes obstáculos, incluyendo las dudas sobre la sinceridad de la organización tildada como narcoterrorista por la justicia estadounidense, y los compromisos internacionales de Colombia que podrían impedir que el gobierno pueda prometer que los líderes guerrilleros que no irán a la cárcel de deponer las armas.

“Desde el primer día de mi gobierno he cumplido con la obligación constitucional de buscar la paz. Se han desarrollado conversaciones exploratorias con las FARC para buscar el fin del conflicto”, dijo Santos en una alocución a la nación transmitida por la TV.

El presidente señaló que las fuerzas militares colombianas no cesarán sus operativos ni disminuirán su presencia en el territorio nacional mientras se lleven a cabo los contactos con la guerrilla.

Santos indicó que las tres premisas básicas para estas conversaciones serán que “vamos a aprender de los errores del pasado para no repetirlos; cualquier proceso tiene que llevar al fin del conflicto, no a su prolongación; se mantendrán las operaciones y la presencia militar sobre cada centímetro del territorio”.

El presidente no detalló en qué lugar se han adelantado las conversaciones ni quiénes han participado en ellas. “En los próximos días se darán a conocer los resultados de los acercamientos con las FARC”, se limitó a decir.

La versión había sido transmitida inicialmente por Telesur. El canal de noticias anunció que la instalación formal de diálogos está prevista para octubre en Oslo, la capital de Noruega y que posteriormente los delegados se dirigirán a La Habana para sentarse a negociar “con la aspiración de no levantarse de la mesa hasta no suscribir un pacto de paz que ponga fin a más de 50 años de conflicto”.

Poco antes, el ex vicepresidente colombiano Francisco Santos, primo del actual jefe de Estado, dijo en su programa de RCN radio que el líder de las FARC, Rodrigo Granda y el consejero presidencial para la reintegración, Alejandro Eder, se habían reunido en La Habana.

Según el dirigente político y periodista colombiano, la agenda de negociaciones incluiría el cese de hostilidades, la desmovilización de los guerrilleros y la entrega de armas.

Javier Ciurlizza, director para América Latina del International Crisis Group, dijo que la posibilidad de una solución pacífica al conflicto sería una excelente noticia para el país, pero advirtió: “va a requerir de mucha voluntad política y creatividad” para poder alcanzarla.

“Hay muchas razones para pensar que los obstáculos pueden ser mayores que las posibilidades. La última vez que las dos partes se sentaron a negociar, eso fracasó porque ninguna de las dos partes negoció con la sinceridad y la apertura que se necesitaba”, dijo Ciurlizza en una entrevista telefónica.

No obstante, “creo que ahora hay dos factores al menos que alimentan la esperanza. Primero, que el gobierno está negociando desde una posición de mucha más fuerza por la ofensiva militar, y las derrotas que las FARC han sufrido. Y segundo, porque las FARC, a través de diversos comunicados, han hecho manifiesto que entienden que la guerra no puede ser eterna y que tiene que haber un acuerdo político”, explicó.

El anuncio generó también declaraciones encontradas en Colombia, país que ya ha visto el fracaso de iniciativas similares.

El ex presidente Alvaro Uribe, cuyo gobierno declaró a las FARC como una organización narcoterrorista y luego las aplastó militarmente, dijo que se trata de una maniobra política orquestada por el mandatario venezolano Hugo Chávez, uno de los más importantes aliados de la organización guerrillera, para favorecer sus posibilidades de salir reelecto en octubre.

“Todo estaba cantado. La permisividad del gobierno (de) Santos con Chávez. La legitimación que el gobierno (de) Santos ha hecho de la complicidad de Chávez con la guerrilla la paga Chávez sentándolos en la mesa para que eso le sirva a la reelección”, declaró Uribe en un foro con estudiantes en la ciudad de Barranquilla.

Esta actitud de Santos tiene “un costo muy grande. Dos años de descuidos de la política de seguridad democrática, del recrudecimiento del terrorismo. Y este gobierno piensa que a la paz se llega negociando con un terrorismo que el gobierno permitió”, afirmó Uribe.

Pero la iniciativa fue aplaudida por el ex presidente liberal Ernesto Samper, quien sostuvo que Santos ha impulsado políticas agrarias y de apoyo a las víctimas del conflicto que han creado el mejor escenario posible para una negociación.

“Creo que nunca han estado tan alineados los astros como ahora en la búsqueda de una política no solo de paz sino de reconciliación nacional”, dijo Samper a TV Caracol.

Sin embargo, son muchas las dudas que persisten sobre el proceso, y en particular sobre si las FARC tiene verdaderas intenciones de dejar las armas de lado.

José Obdulio Gaviria, un estrecho colaborador del ex presidente Uribe, advirtió que el movimiento rebelde no está negociando de buena fe.

“Para la organización terrorista este instrumento se vuelve un mecanismo de crecimiento”, dijo en una entrevista telefónica. “Ya lo han hecho con los gobiernos distintos”.

Procesos e iniciativas similares han sido iniciados y realizados en menor y mayor grado en todos los gobiernos colombianos desde el mandato de Belisario Betacourt, que gobernó entre 1982 y 1986. Y en todas, la organización sólo aprovecho el proceso para fortalecerse internamente para luego reiniciar las hostilidades, sostuvo.

Adicionalmente, el proceso también podría verse entrampado por la alta probabilidad de que los máximos dirigentes de las FARC podrían terminar de todas maneras en la cárcel, algunos de ellos porque ya han sido acusado por crímenes de lesa humanidad por cortes internacionales, dijo el columnista Felipe García.

García, quien también cuestionó las intenciones de las FARC cuando apenas unas horas antes habían perpetrado un atentado en el departamento de Meta que mató a seis personas, dijo que en un escenario en el que la organización estuviese realmente dispuesta a negociar, el mayor obstáculo estaría en las leyes.

Recordó los compromisos adquiridos por el país andino con la suscripción del Tratado de Roma, que reconoce la “imprescriptibilidad” de ciertos delitos.